OMPRESS-ROMA (14-05-20) El 18 de mayo el Papa Francisco, con motivo del centenario del nacimiento de Karol Wojtyla, celebrará la Misa no desde la capilla de Santa Marta, sino desde el altar de la tumba de su predecesor en la cripta de la Basílica de San Pedro. La del próximo lunes a las 07:00h será la última misa de una serie que ha acompañado a millones de personas en todo el mundo cada día durante más de dos meses. Con motivo de la reanudación de las misas con presencia del pueblo en Italia, Francisco decidió interrumpir la transmisión en vivo de la misa de la mañana.

Será una ocasión especial para recordar a su predecesor, San Juan Pablo II, nacido en 1920, elegido obispo de Roma en 1978, muerto en 2005 y canonizado en 2014. En su localidad natal, Wadowice, a pesar de las restricciones impuestas por la pandemia, se han preparado diversos eventos con motivo de este aniversario, organizados por la corporación local, el museo papal y la Basílica de la Presentación de la Santísima Virgen María y la Televisión Polaca que el domingo a las 10:30 transmitirá desde la Basílica la Misa celebrada por el arzobispo de Cracovia, Mons. Marek Jędraszewski.

El Papa Juan Pablo II realizó numerosos viajes apostólicos alrededor del mundo visitando 130 países y más de 900 ciudades. Con sus viajes y sus documentos, especialmente la encíclica Redemptoris missio (1990), Juan Pablo II consiguió hacer visible para todos, creyentes y no creyentes, que el Papa es “el primer misionero”.