COOPERACIÓN PERSONAL

COOPERACIÓN PERSONAL

Es la forma de colaboración que realizan los misioneros enviados por la Iglesia a todo el mundo. También es de gran valor la ayuda de los colaboradores y voluntarios misioneros, que dedican su tiempo a informar y sensibilizar a la sociedad sobre la necesidad de la ayuda misionera.

El anuncio del Evangelio requiere misioneros, hombres y mujeres, que descubren y aceptan la llamada de Dios a la misión como una vocación específica. Esta vocación misionera se puede vivir como sacerdote, religioso, religiosa o laico. Existen muchos institutos, congregaciones misioneras y asociaciones de laicos misioneros que se dedican en exclusiva a la formación y envío de misioneros.

VOCACIÓN MISIONERA AD VITAM

 

Es la forma principal de cooperación personal con las misiones. Significa la entrega de por vida, para siempre, a la misión “ad gentes”, para llevar la Buena Noticia a quienes aún no la conocen. La vocación misionera “ad vitam” se caracteriza por un compromiso total al servicio de la evangelización.

El anuncio del Evangelio requiere misioneros, hombres y mujeres que descubren y aceptan la llamada de Dios a la misión como una vocación específica. Esta vocación misionera se puede vivir como sacerdote, religioso, religiosa o laico. Existen muchos institutos, congregaciones misioneras y asociaciones de laicos misioneros que se dedican en exclusiva a la formación y envío de misioneros.

OTRAS FORMAS DE COOPERACIÓN PERSONAL

 

Profesionales y voluntarios para la Animación Misionera: Una forma de cooperación personal es la de trabajar por la misión desde España. Cientos de voluntarios, trabajadores, educadores y catequistas apoyan desde la retaguardia el trabajo de los misioneros y sensibilizan a la sociedad sobre la importancia de ayudarles.

Más información sobre las formas de colaborar en la Delegación de Misiones de cada diócesis.

Voluntariado Misionero en los países de Misión: La cooperación personal también puede implicar salir de nuestro país, realizando un voluntariado misionero de larga duración o dedicando una parte de las vacaciones, como están haciendo muchas personas, especialmente los jóvenes en #VeranoMisión.

Más información sobre las experiencias de voluntariado misionero o #VeranoMisión en la Guía Compartir la Misión