OMPRESS-ZAMORA (17-01-19) El próximo sábado 26 de enero, a las 11:30h, la víspera del día de la Infancia Misionera, los niños de Zamora están invitados a una convivencia misionera que tendrá como lema “Con Jesús a Belén, Y después de nacer, ¿qué?”. La convivencia comenzará en los cines de Valderaduey con la proyección de la película “Se armó el Belén”. En el entorno del cine se encontrarán un “stand” para informaciones sobre las actividades que se desarrollarán durante el día. En este “stand” se inscribirá a los niños y los responsables podrán recoger los billetes y pasaportes para viajar a “Belén”.

La película “Se armó el Belén” tiene como protagonistas a los animales relacionados con la Navidad, con ellos se recorren los principales acontecimientos relativos al nacimiento de Jesús. Todo con un guión entretenido, repleto de humor y muy pensado para el público infantil.

Una vez terminada, todos los niños se dirigirán a los autobuses que los llevarán a “Belén”. Será el Seminario Diocesano de Zamora el lugar que se convertirá por unas horas en el pueblo natal de Jesús. Para entrar, cada niño deberá pasar con su pasaporte por la “aduana”. Se registrará su entrada y se le dará un pase especial a un concreto taller en el que cada niño participará por la tarde.

En “Belén” serán acogidos por personas caracterizadas de aldeanos del pueblo, con música y animaciones de “Capitonis Durii”, el conocido grupo de artes escénicas, esta vez centrados en la ambientación de Belén. Los niños podrán acercarse además a los puestos del “pueblo” (patatas fritas, frutos secos, pastas, bombones, etc.), atendidos por comerciantes de Belén, para acompañar la comida que traerán de sus hogares.

Tras la comida, los soldados de Herodes convocarán a todos los niños para conducirlos al patio interior del claustro del Seminario. Allí serán recibidos por el Rey Herodes que les dará la bienvenida a la ciudad y los invitará a buscar al Niño Jesús que, según le han dicho unos magos y los escribas, se encuentra allí en Belén. Preguntas, diálogo y ofrecimiento por parte del rey de una recompensa a los niños para que lo encuentren y se lo traigan. Los niños, para encontrar al Niño Jesús, acudirán a los diferentes talleres acompañados por los aldeanos de Belén.

Los talleres se desarrollarán en torno a un personaje de Belén: Virgen María y San José, camellos, pastor, rey Melchor, rey Gaspar, rey Baltasar, oveja, burro bo, mula, buey, posadero, soldado, paloma. Así durante 40 minutos los niños deberán descubrir las características de la vida de cada personaje y cómo encontrar a Jesús. Todos tendrán que disfrazarse y, para ayudarles, cada sala estará ambientada según el personaje correspondiente.

Disfrazados acudirán al Claustro del Seminario, donde les espera Herodes, bailarán con un flash movie (para sorpresa del rey) y alguien gritará que ha encontrado a Jesús, conduciendo a todos a la cercana Iglesia de San Andrés. La Iglesia los acogerá ambientada como si fuera el pesebre, con un gran foco que iluminará solo la cuna. Se vivirá entonces una escenificación que concluirá con la entrada en el templo del Santísimo Sacramento. Como explican desde la delegación, se busca que los niños sean conscientes de que Jesús siempre está con ellos, no sólo en Navidad.

Se terminará repartiendo a todos un obsequio como signo de que se han encontrado con Jesús y, con ello, se han convertido en pequeños misioneros. Tienen la misión “de contar a todo el mundo quién es Jesús y lo que significa en sus vidas formar parte de la familia de los hijos de Dios”.