OMPRESS-MALAWI (6-06-18) El pasado 16 de mayo se inauguraban los dos bloques de clases de la Nambuma Boys Primary School, en el distrito de Dowa, cerca de la ciudad de Lilongwe, en Malawi. Es una escuela muy antigua. La establecieron los misioneros en 1933 y, en la actualidad, acoge a 400 niños, muy por encima de su capacidad. De hecho, había clases que debían tenerse bajo los árboles, con los niños sentados en la hierba.

La archidiócesis de Lilongwe pidió una ayuda a Infancia Misionera para afrontar una ampliación.

La ceremonia de inauguración de las nuevas aulas contó con la presencia de varios jefes y de la población de las aldeas cercanas a Dowa. Los niños realizaron diversas actuaciones, con la ayuda de la directora del colegio, la señora Perosperina Kalima. Estuvo presente el director de las Obras Misionales Pontificias en la archidiócesis de Lilongwe, el padre Francis Lekaleka, que ha supervisado el proyecto.

A los chicos, el padre Lekaleka les recordó que el lema de la Infancia Misionera es “los niños ayudan a los niños”. Les animó a ser generosos unos con otros, como habían sido generosos con ellos otros niños del mundo al apoyar la construcción de las aulas. Varios miembros de la comunidad de Dowa agradecieron la construcción y animaron a la Obra Pontificia de la Infancia Misionera a ayudar a otras escuelas de la región que necesitan ayuda.

El del colegio de Nambuna no ha sido el único desarrollado en Lilongwe. En el 2017 se llevaron adelante otros 11 proyectos, entre ellos también la renovación de las aulas en otro colegio, el de St. Mathias. El resto de los proyecto se centraron más en la asistencia alimentaria.

 

escort corlu escort fethiye escort antalya escort kemer