OMPRESS-TOLEDO (4-12-17) Desde Misiones Toledo han felicitado a los 142 misioneros y misioneras de su tierra con motivo de la Fiesta de San Francisco Javier, patrono de las misiones. Les han hecho llegar “las oraciones e intenciones misioneras, nuestra alegría misionera, para que San Francisco Javier siga intercediendo cada día por vuestro trabajo misionero, haciendo más sólida vuestra esperanza y entusiasmo misionero”.

En la carta, firmada por Jesús López Muñoz, delegado de Misiones y Director Diocesano de OMP, y por Fernando Redondo Benito, de la ONGD Misión América, les recuerdan que su labor “nos ayuda a centrarnos en lo importante, en la naturaleza misionera de la Iglesia, y evitar el riesgo de pasarnos la vida enredados, distraídos, entretenidos en mil intereses extraños a la tarea del Reino y al sentido más profundo de la existencia”.

Desde la Prelatura de Moyobamba, en Perú, donde se encuentran varios misioneros diocesanos de Toledo, se ha recibido una carta, con la que se sumaban al día de San Francisco Javier. Los seis jóvenes sacerdotes toledanos tienen la osadía misionera de pedir “ven a Moyobamba y ayúdanos”, además de reconocer la “extraordinaria labor que la Diócesis de Toledo está haciendo y que el impulso misionero lo da el mismo Espíritu Santo”.

“Estos días en nuestra Iglesia local”, dicen, “hemos estado consternados – un hermano que llevaba 12 días de recibir tan precioso don del Sagrado Sacerdocio falleció de modo inesperado, y otro sacerdote ha sido diagnosticado de cáncer, y está ofreciendo su dolor y sufrimiento por la Iglesia –. En una Iglesia local como la nuestra, que se está estableciendo con dificultad, estos sucesos nos hacen recordar lo que dice el Señor por medio del profeta: ‘mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos’ (Isaías 55, 8)”.

En la festividad de San Francisco Javier invitan “a pedir en el Altar por las misiones. Y si percibes una suave brisa que te empuja a tierras de misión – aunque ya hayas estado en estas brechas por algunos años – no tardes en responder a esta llamada sagrada de configurarte con los Apóstoles, enviados a la misión. Ven a Moyobamba, ayúdanos”.