OMPRESS-MADRID (15-01-20) El próximo 26 de enero será la Jornada de la Infancia Misionera, una campaña en la que los niños son los protagonistas y que con el lema “Con Jesús a Egipto, ¡en marcha!”, busca movilizar a los más pequeños con la oración y la solidaridad. Muchos niños en España confeccionan y colorean la Hucha del Compartir, para recoger sus pequeñas aportaciones. Una hucha de cartón que recuerda una pequeña casita. Cada uno la colorea, según su propia inspiración, las tejas, las ventanas y, en la de este año, la imagen de la Sagrada Familia que huye a Egipto.

La hucha también se puede bajar en: Hucha del Compartir. Incluso se ha preparado un vídeo que ilustra cómo se confecciona: Cómo preparar tu Hucha del Compartir.

Junto al recortable de la casita vienen también las “instrucciones”. Empezando por qué se entiende por “compartir” en Infancia Misionera: “Lo que tenemos no es nuestro, nos ha sido regalado. Viene de Dios. Nadie debe tener como propio lo que le han dado; debe compartirlo. Así lo hizo el niño del Evangelio que entregó los cinco panes y los dos peces. Y Jesús hizo el milagro. Hubo para todos y sobró”.

Se habla también del significado de la “limosna”: “los primeros cristianos entregaban a los Apóstoles lo que tenían para ayudar a quienes lo precisaban, y así nadie pasaba necesidad. San Pablo hacía colectas entre los fieles para ayudar a los cristianos pobres de Jerusalén. Así la Iglesia se manifiesta como una gran familia”. Además, con los proyectos de Infancia Misionera, “«Los niños ayudan a los niños», aunque no conozcan sus nombres, ese es el lema de Infancia Misionera. Saben que sus limosnas llegarán a esos niños más necesitados para que vivan con dignidad, puedan educarse en la escuela y conocer a Jesús en la parroquia”. Los niños que confeccionaron la Hucha del Compartir las hacen llegar, a través de sus catequistas y parroquias, a las delegaciones de misiones de sus diócesis respectivas. Pero cómo dicen desde Infancia Misionera, en este caso, “lo importante no está en el interior”.