OMPRESS-LLEIDA (30-05-18) Para los niños y niñas que se preparan para recibir la primera comunión en Serós, una localidad de Lleida, en la confluencia entre los ríos Cinca y Segre, la misión es algo propio. Como explican desde la delegación de misiones de Lleida, durante todo el año estos pequeños, acompañados por Pilar, su catequista, han ido conociendo qué es la misión y qué misión tenemos cada uno de nosotros solo por el hecho de haber recibido el bautismo.

A través de diversas actividades propuestas desde la delegación de misiones, y gracias a los catequistas y sacerdotes, han conocido que, a través del sacramento del bautismo, cada cristiano entra a formar parte de la Iglesia, de la comunidad que nos acoge y todos somos misioneros. Los niños han mostrado su compromiso con el lema de Infancia Misionera, “los niños ayudan a los niños”, entregando sus “huchas del compartir”. Desde Navidad, estas huchas de cartón que ellos mismos pintaron, recortaron y pegaron, han ido llenándose con mucho esfuerzo y cariño.

Desde la delegación de misiones de Lleida les han dado las “gracias por vuestro esfuerzo y por pensar en otros niños que están seguramente muy lejos de vosotros, pero aún así habéis pensado en ellos. Muchas gracias por hacer realidad el lema de Infancia Misionera: los niños ayudan a los niños”.