OMPRESS-INDIA (07-11-19) El pasado domingo tenía lugar en Bombay, India, la entrega de los Premios Madre Teresa 2019, con los que este año se reconoció la labor de quienes luchan contra el tráfico de personas y la esclavitud sexual.

Estos premios son iniciativa de la Fundación Harmony, con sede en Bombay, y son los únicos que llevan el nombre de la santa misionera que están respaldados por las Misioneras de la Caridad. En los últimos quince años han reconocido a organizaciones y personalidades indias e internacionales que han destacado en el campo de la justicia social. Cada año, los premios buscan centrarse y dar luz a un tema de especial preocupación y relevancia social. El de este año 2019 ha sido la lucha contra las formas contemporáneas de esclavitud.

Estas esclavitudes modernas incluyen el trabajo y la explotación infantil, el tráfico y esclavitud sexual, el trabajo en condiciones de servidumbre, el tráfico y la sustracción de órganos y los niños obligados a combatir en las muchas guerras olvidadas de nuestro planeta. Los expertos afirman que 40,3 millones de personas son víctimas directas de estas formas contemporáneas de esclavitud y el 71% de las víctimas son los más vulnerables, mujeres y niños.

Entre los honrados con el Premio Madre Teresa 2019 está Ajeet Singh, fundador de Guria, una ONG que, en el norte de la India, combate el tráfico sexual, la prostitución infantil y la así llamada “prostitución de segunda generación”, la que sufren quienes nacieron en el ambiente de prostitución y acaban repitiendo la vida de sus progenitores.

También ha sido reconocida la labor de Alezandra Russell, fundadora de Urban Light, que busca rehabilitar a niños y hombres que han sido víctimas de trata y explotación en Tailandia. También se ha destacado la actividad de Doctors Against Forced Organ Harvesting (Médicos contra la sustracción forzada de órganos), que busca defender las prácticas éticas en la medicina y su lucha contra el tráfico de órganos; Free A Girl (Libera una Chica), que trabaja para ayudar a capacitar a abogadas en Asia y América Latina, y se dedica a combatir la esclavitud sexual; y Hasina Kharbhih, fundadora de Impulse ONG Network, que busca capacitar a las mujeres como empresarias como un medio de prevención de la trata de personas en el sur de Asia.

También recibieron este galardón Jeevika, una organización que trabaja para terminar con el trabajo en condiciones de servidumbre en el estado de Karnataka, en el suroeste de la India; Kailash Satyarthi, fundador del Bachpan Bachao Andolan, ganador del Premio Nobel de la Paz, quien ha hecho campaña contra el trabajo infantil y aboga por el derecho universal a la educación en la India; la Office for the Rescue of Yazidis (Oficina de Rescate de Yazidíes), que ha rescatado a más de 3.500 mujeres y niños de esta minoría de Oriente medio de la violencia y muerte del Estado Islámico; Prerana, una ONG que actúa en los “barrios rojos” de Bombay, para proteger a los niños vulnerables de la explotación y el tráfico sexual; y Rob Williams, el CEO de War Child UK que lucha para acabar con los niños soldados.

Reem Abdullah Al Falasi, Secretaria General de Seguridad para la Maternidad y la Infancia de los Emiratos Árabes Unidos, fue el Invitado de Honor del evento. Al Falasi mostró su satisfacción “al notar que todos estamos comprometidos en crear sociedades armoniosas, tolerantes y humanas en un mundo donde parece prevalecer la falta de armonía y la desunión”, dijo. La mejor manera de honrar el nombre de la Madre Teresa es continuar “la noble misión de extender nuestra mano en apoyo de los más vulnerables y más necesitados”.