OMPRESS-MENORCA (18-03-19) Como señala Joan Manuel Mercada, delegado de misiones de Menorca, “el instrumento que mejor nos recuerda el batir del corazón es el tambor”. Son los tambores y los Sons d’Africa, los sonidos de África, los que se oirán el próximo 30 en el Teatro Principal de Mahón.

Es un concierto benéfico – 10 euros la entrada – para conseguir recursos que apoyen la labor de tres misioneros menorquines: Assumpta Bosch, en Costa de Marfil; Xec Marques, en Senegal; y Joaquim Salor que ahora, en Almería, intenta ayudar a tantos hijos de África que buscan una vida mejor en Europa.

La primera edición de este Sons d’Africa tuvo lugar el año pasado en Ciutadella, y, como en la edición anterior se interpretarán al menos catorce temas corales originarios de África, cantados en xhosa, un dialecto zulú, y con el acompañamiento de instrumentos de percusión. Todo a cargo de diversos grupos como la Escolanía de Ciutadella, La Batuca, Associació Esclat, Coro Cadenza, Coro de hombres y Víctor Uwagba.

Como dice Joaquim Salor, uno de los tres misioneros, agradeciendo la iniciativa de este concierto, “a nosotros se nos llama misioneros porque trabajamos en lugares como África, pero nuestro trabajo sólo es posible porque gente como vosotros estáis a nuestro lado, y nos dais fuerza para sonreír cada día y ofrecer esa sonrisa a las personas con las que trabajamos”.